viernes, 26 de febrero de 2010

Una de Apple, sexo y teléfonos

Yo uso un ordenador en el que ni el fabricante del hardware, ni el fabricante del sistema operativo que ejecuta, controlan que programas me instalo. Es lo mismo que quiero para mi teléfono. Después de todo mi teléfono, por potencia y funcionalidad, es uno de mis ordenadores.

A cuidarse
Javier Arias González

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios son bienvenidos en mis blogs. Se agradece y valora la participación y el intercambio de opiniones.

Sin embargo, no voy (no puedo) a contestar a todos los comentarios de mis blogs. Muchas veces no veo como añadir valor con una contestación por mi parte, en otras pesa más mi intención de no repetirme o monopolizar la conversación.

Por favor, si esperas o deseas que conteste a uno de tus comentarios hazlo explícito con un "¿tu que opinas Javier?" o similar.

El blog admite comentarios anónimos y sin moderación, pero borraré lo antes posible todo aquel comentario que no este en la línea del estilo de mis blogs.